misteriosamente.com.

misteriosamente.com.

La verdad detrás de la máscara de Tutankamón

La verdad detrás de la máscara de Tutankamón

Introducción

La máscara funeraria del joven faraón egipcio Tutankamón es considerada una de las obras de arte más icónicas de la antigua civilización egipcia y una de las piezas más valiosas del Museo Egipcio de El Cairo. Sin embargo, detrás de esta hermosa obra de arte se ha ocultado una historia llena de misterios y enigmas que han despertado la curiosidad de expertos y aficionados de todo el mundo. En este artículo, exploraremos algunos de los secretos detrás de la famosa máscara funeraria de Tutankamón.

Historia de la máscara funeraria de Tutankamón

La máscara funeraria de Tutankamón fue descubierta por el arqueólogo británico Howard Carter en 1922, durante una expedición en el Valle de los Reyes, cerca de Luxor, en el sur de Egipto. La máscara de oro de 11 kilos de peso cubre el rostro de la momia de Tutankamón y se cree que fue creada durante la dinastía XVIII, hace unos 3.300 años. Los antiguos egipcios creían que la máscara funeraria era necesaria para proteger la cabeza y el cuello del faraón en su viaje al más allá.

Cómo se hizo la máscara funeraria de Tutankamón

La máscara funeraria de Tutankamón está hecha de dos láminas de oro, una interior y otra exterior, que se unen por medio de pequeños clavos. La cara de la máscara se ha cubierto con lapislázuli azul oscuro, obsidiana, cornalina roja y turquesa. La barba y el tocado de la máscara están decorados con piedras preciosas y vidrio coloreado. Se cree que la máscara se modeló directamente sobre el rostro de Tutankamón, por lo que es una representación realista del faraón.

Los secretos detrás de la máscara de Tutankamón

Aunque la máscara de Tutankamón es una obra de arte impresionante, ha habido muchos misterios y enigmas que han rodeado su historia. Uno de los secretos más fascinantes es la teoría de que la máscara no fue creada específicamente para Tutankamón, sino que fue originalmente hecha para otra persona. Algunos expertos creen que la máscara fue creada para Nefertiti, la esposa del faraón Akenatón, y que fue modificada más tarde para adaptarse a la cabeza del joven Tutankamón.

  • La semejanza con Nefertiti: la teoría de que la máscara fue originalmente hecha para Nefertiti se basa en la semejanza entre la máscara y los retratos de la reina, que muestran un cuello largo y delgado y una barbilla bien definida. Algunos expertos han sugerido que la máscara fue retocada para hacerla parecer más como un rostro masculino, pero la semejanza todavía es evidente.
  • Los cartuchos borrados: otra evidencia de la teoría de que la máscara fue hecha originalmente para otra persona es la presencia de los cartuchos, o los recuadros que contienen los nombres de los faraones, que han sido borrados del tocado de la máscara. Algunos arqueólogos creen que estos cartuchos contienen el nombre de Akenatón, lo que sugiere que la máscara podría haber sido hecha para él.
  • La edad de la máscara: los análisis científicos han demostrado que el oro utilizado para la máscara de Tutankamón es de una pureza excepcionalmente alta, lo que sugiere que podría haber sido extraído de una mina desconocida. Sin embargo, algunos expertos han señalado que la fecha del oro utilizado en la máscara es anterior a la época de Tutankamón, lo que respalda la teoría de que la máscara fue hecha para otra persona y modificada más tarde.

El daño a la máscara de Tutankamón

A lo largo de los años, la máscara funeraria de Tutankamón ha sufrido algunos daños y pérdida de piezas. En 2014, se informó de que la barba de la máscara se había roto durante una limpieza regular. Los encargados del museo intentaron reparar la barba con pegamento, pero la reparación fue imperfecta y se notaba la diferencia de color y textura entre la barba original y la reparación. El escándalo de la reparación de la barba causó indignación en todo el mundo y llevó al gobierno egipcio a realizar una investigación sobre el manejo de la máscara.

Las teorías sobre el robo de oro de la máscara de Tutankamón

Otro misterio que ha rodeado la máscara de Tutankamón es la teoría de que el oro utilizado en la máscara fue robado de la tumba del faraón antes de su descubrimiento en 1922. El egiptólogo británico Nicholas Reeves ha propuesto la teoría de que los huecos y grietas en la máscara podrían ser evidencia de que los antiguos ladrones de tumbas habían extraído el oro de la máscara, así como de otros objetos. Sin embargo, esta teoría ha sido refutada por otros expertos que señalan que los huecos y grietas pueden haber sido causados por otros factores, como el cambio de temperatura y la humedad.

Conclusion

La máscara funeraria de Tutankamón es una obra de arte impresionante y una pieza importante de la historia del antiguo Egipto. A pesar de la teoría de que la máscara fue hecha originalmente para otra persona y otros misterios, la máscara sigue siendo una de las obras de arte más valiosas y admiradas del mundo. Con su hermoso diseño y rica historia, la máscara de Tutankamón seguirá fascinando a los expertos y al público en general durante muchos años más.